lunes, 7 de abril de 2008

Puedo tocar tu boca

Me reconocí en vosotros, jóvenes Poetas y Poetisa. En la contenida emoción de abrazaros y besaros cuando, tras la celebración de La Palabra que entregamos, las nerviosas sonrisas volaban entre nosotros como pájaros.

Ahora que el día declina su fortaleza, tras el hallazgo sobrevenido, la espléndida luz y el arrobamiento de La Poesía, asiento el regusto de la felicidad compartida.

Gracias.

Puedo tocar tu boca,
apenas hablas,
apenas nombras.

Mis ojos la siguen
por que no queda otra
que acabe en mi boca.

Puedo tocar tu boca,
por que me arrastras,
por que me asombras.
Mis ojos no evitan
por que se inundan
de cuánto callas.

2 comentarios:

Saray Pavón Márquez. dijo...

Creo que fue uno de esos "momentos-presente". Intenso, puro y enigmático, como cada uno de vosotros. Fue una velada llena de matices, de guiños a nuestra poesía. (por cierto Lorenzo y yo queremos esos guiños para poder releerlos).

En nuestras bocas el verso late muchas veces. Me encanta rayuela y esa manera tan tuya de llegarnos.

Un beRso de vida :)

Pedro Luis Ibáñez Lérida. Sevilla. dijo...

... cualquier espacio lo llenas y entregas...

Gracias por seguir coloreando y sonriendo.

Gracias por compartirlo y hacerlo nuestrovuestro.

Gracias por SER quién ERES.

BErSOS de Vida.